jueves, junio 01, 2006

Gobernadores al servicio K, y la gente....¿a quien le importa? El caso de Sola

En la última pagina del diario El Dia de La Plata, una nota ilustra acerca de la ola de asaltos e incremento de la delincuencia n la misma ciudad de La Plata, en palabras de los comerciantes destacaron la "alta preocupación" existente en el sector por la reiteración de asaltos, a los que calificaron como "cada vez más violentos". Y plantearon la necesidad de reforzar la presencia policial y mejorar los mecanismos de acción de la fuerza.
Un ejemplo expone la falta de voluntad política de dar un mínimo de seguridad a la ciudadanía por parte del desgobierno de Felipe Sola, sgún El Día "el 15 de mayo delincuentes asaltaron una pollajería en la avenida 60 entre 21 y 22. El robo se registró luego de que los ladrones amenazaran a un empleado empuñando un arma de grueso calibre y le sustrajeron toda la plata de la recaudación, en el que fue el décimo robo consecutivo sufrido por el mismo comerciante."
Es que Sola está ocupado cada día en chupar los mocasines y medias de Kirchner, de juntarle a los más necesitados para los actos como él del 25 de mayo.
Un rumor dice que Néstor Kirchner ha de premiar con un cargo en la Corte Suprema de Justicia al Ministro de Inseguridad Bonaerense, León Arslanian.
Lo que está claro es que más allá de la propaganda aceitadamente repetida nuestro país no es uno en serio como rezan las propagandas K, sino una tierra donde disputan como robar a quienes trabajan y producen entre la Nomenklatura política (hace expoliación mayorista mediante impuestos y tasas abusivas) y los delincuentes comunes.
Que un gobernador como Sola pase sus días chupando las medias de Kirchner o akarreando gente a sus actos también de Kirchner. Es un caso similar al que antes expuse el caso de Cobos en Mendoza.